Archive for April, 2013

Armando Silva Habla su trabajo y los imaginarios

Posted in Uncategorized on April 25, 2013 by IntempestanoctE

El concepto de imaginario va ligado a la construcción de percepciones sociales. Modos de ver el mundo en donde los pensamientos están ligados a los afectos. No se piensa el mundo distinto de como se siente el mundo.

Se piensa lo que se siente, se siente lo que se piensa y esto permea nuestros imaginairos; de ahí nuestras prácticas individuales, sociales, culturales.

Advertisements

IT, en busca del objeto perdido II

Posted in Pregunta por los objetos técnicos, tecnológicos, físicos, abstractos, sociales on April 3, 2013 by IntempestanoctE

Image

… Te diré que el objeto actual de mis indagaciones es simple, genérica y descaradamente: el objeto.

__¿Qué objeto? __Preguntará para entonces un avezado consejero de investigación __¿cuál objeto? Hay que delimitar el objeto de estudio__

Entonces no me importa tanto el objeto sino más bien lo que las relaciones humanas hacen del objeto y con los objetos, contesté. Mira, es tan simple como preguntarnos por el pocillo que contiene tu café negro en este momento, o de la llave con su llavero girando en tu índice derecho: ¿cuándo nos rodeamos de tantísimos objetos, cuándo nos desdibujamos de nosotros mismos para dibujarnos en los objetos?

Parecerá un juego de palabras inapropiado sin embargo, plantear un objeto de estudio implica desde la enunciación misma al “objeto”, y decir que es el objeto en sí mismo un posible objeto de estudio ya no sonará inapropiado sino más bien descabellado y tal vez ridículo, no obstante, creo que las rutas de investigación así como sus herramientas serán válidas en la medida en que se construyan con pertinencia y obedeciendo al ritmo mismo y a los múltiples virajes que se adoptan en una ruta, en un: Investigare (in vestigium: “un viaje al encuentro de…”). Este ritmo está dado en la medida de la pregunta, pues no son los fenómenos en sí mismos los que nos darán luces o soluciones, sino más bien las preguntas que a éstos hacemos; objetos y fenómenos se pueden mover del piso conceptual en el que característica y cotidianamente los vemos pero solo a partir de las preguntas.

  • “Menos mal que los objetos que se nos aparecen siempre han desaparecido ya. Menos mal que nada se nos aparece en tiempo real, ni siquiera las estrellas en el cielo nocturno. Si la velocidad de la luz fuera infinita, todas las estrellas estarían simultáneamente, y la bóveda del cie- lo sería de una incandescencia insoportable. Menos mal que nada pasa en el tiempo real, de lo contrario nos veríamos sometidos, en la información, a la luz de todos los acontecimientos, y el presente sería de una incandescencia insoportable. Menos mal que vivimos bajo la forma de una ilusión vital, bajo la forma de una ausencia, de una irrealidad, de una no inmediatez de las cosas. Menos mal que nada es instantáneo, ni simultáneo, ni contemporáneo idéntico mal que el crimen nunca es perfectoBaudrillard, Jean. El crimen Perfecto (1996).  

IT, en busca del objeto perdido I

Posted in Pregunta por los objetos técnicos, tecnológicos, físicos, abstractos, sociales on April 3, 2013 by IntempestanoctE

Nike de Samotracia

Mamá re-decora sus espacios con diferentes objetos de la misma forma como acomoda y re-configura cada pequeña emoción en su vida, tanto su caos como su tranquilidad le convierten en una especie de innata conocedora del Feng shui al estilo de los más triquiñozos expertos; de los más obsesos, diré. Reacomodación de los objetos es su manera de decir que algo le estorba, que algo la perturba, que algo la conmueve, que algo la enajena sin ser tal el enajenamiento.

Pasa a la modificación de cada uno de los objetos de su casa porque pretende modificar su espacio y la esfera en la cual efectúa las tareas más importantes de su vida además de las biológicas, de hecho, toda bio-logía implica una serie de otras cotidianidades que no deberían pasar de largo a la hora de preguntarnos por las interacciones entre objetos sociales, físicos y abstractos. La cocina, por ejemplo, es quizá una estética expendida de la necesidad biológica de: comer, tal y como la construcción de una bañera, con yacusi y que además de eso le eches burbujitas suavizadas de colores y con diversos aromas, sea una estética expandida de la necesidad biológica de bañarse.

Alguna vez logré comprender varias modificaciones de su estado de ánimo por la forma en la que, consecutivamente, cambiaba el orden de los portarretratos; aquél que adoptaba el centro de la mesa era, de cierto modo, quien se convertía por ese momento en objeto de su cuestión. Los objetos físicos como los cuadros preferidos de mamá o las matas verdosas de su patio y, del mismo modo, los objetos humanos e intelectuales son el alma misma que se pone en permutas constantes tal y como permutan y se modifican los objetos de nuestro entorno; o al decir de Baudrillard (1999) y recientemente por Christlieb (2003),  a los objetos como a los símbolos se les imprime el alma precisamente porque objetos y símbolos son construcciones de la afectividad humana.

Bibliografía:

Baudrillard, J. (1999). El sistema de los objetos. Ciudad de México: Siglo XXI editores.

Fernández Christlieb, P. (2003). Los objetos y esas cosas. México: El Financiero.

Sobre la autonomía en el aprendizaje: Autonomía para la participación.

Posted in Uncategorized on April 2, 2013 by IntempestanoctE

” … “

Entiendo que en todo camino de construcción y aprendizaje cometemos nuestros errores, sin los cuales, por supuesto, no sería posible conocer o aprehender; no obstante, da también algo de alegría y motivación corroborar ideas, pensamientos, reflexiones entre pares académicos, y con referentes ciberaudiobibliográficos; de repente, cuando adoptamos la confianza nos damos cuenta de que también acertamos, atinamos a buenas ideas y buenas prácticas.

La idea de la autonomía me viene rondando desde hace buen tiempo, y me alegra encontrar aportes como los de  NARVAEZ, M., PRADA, A. (2005). Aprendizaje autodirigido y desempeño académico. La autonomía es la condición alcanzable y perfectible de todo proyecto de evaluación; pero la autonomía muchas veces hay que motivarla en aquellos que vienen con la idea de aprender, es decir, en los estudiantes; éstos, al igual que muchos profesores venimos viciados de modelos tradicionales en donde se comprendía la evaluación como un proyecto de vigilancia y castigo, de las mentes y, en muchas ocasiones, de los cuerpos. La autonomía, la autorregulación por parte de los sujetos quizá sea un primer peldaño a conocer, debatir y superar por parte de los participantes en los ambientes virtuales. Las herramientas virtuales quizá sí privilegian un mayor énfasis en la autonomía, porque quizá ya nadie te vigila, te conviertes en sembrador y recolector de tus propios logros, metas; quizá la educación mediada esté diseñada para aquellos que de verdad están interesados en aprehender, de ahí que la autonomía sea la primera voluntad reguladora del conocimiento.

Justo en estas instancias del curso comenzamos a notar esa ligazón indisoluble entre participación, moderación y evaluación. La una se convierte en bastión para la continuidad y pervivencia de la otra: Una buena moderación incita, motiva, llama a la participación; una participación con sentido y con fines netamente constructivos, incitan a procesos de evaluación autónomos y fieles a la realidad de cada uno de los actos de aprendizaje.

 ¡¡¡urra por la autonomía!!! No se puede obligar a nadie a alcanzar las metas que propone otro; la inteligencia y la evolución son actos de voluntad, no de obligatoriedad.

Stephen Downes (2008), Dave Cormier, George Siemens entre otros renombrados expertos de la informática, las conexiones humano digitales, el aprendizaje online y las redes de interacción informática, hablan sobre el futuro de los Moocs (Massive Online Open Courses) como posibilidades de aprendizaje que se forjan y exponen su éxito solo desde una formación en la autonomía; es decir, cómo evaluar de una manera lineal y coherente, diremos obejtiva, algo que debe estar motivado, primeramente, por los propios intereses del aprendiz; cómo evaluar objetivamente un fenómeno, que con numerosa cantidad de aristas como es el aprendizaje, se torna imposible de encasillar en una sola ruta o rúbrica cerrada.

 Cada quien ingresa con un grado o perspectiva de interés propio al aprendizaje de algún tópico o temática, de ahí el que aún los mejores modelos evaluativos se queden cortos a la hora de evidenciar el éxito o fracaso de un curso o experiencia de aprendizaje de esta índole. Si bien nuestro interés se extiende a los ambientes virtuales de aprendizaje en general y no solo a los MOOCs, nos parece acertada esta referencia porque es justo en estos ambientes en donde podríamos comenzar a constatar aspectos referidos a los sujetos que interactúan con los ambientes, con los saberes, con otros sujetos y las formas como se evalúan sus aprendizajes:

MOOC success, in other words, is not individual success. We each have our own motivations for participating in a MOOC, and our own rewards, which may be more or less satisfied. But MOOC success emerges as a consequence of individual experiences. It is not a combination or a sum of those experiences – taking a poll won’t tell us about them – but rather a result of how those experiences combined or meshed together (Downes, 2013).

Es necesario insistir que el papel de la evaluación y la autonomía en el aprendizaje deben convertirse en proyecto unívoco de formación. El sujeto, aprendiz, es la conciencia, la voluntad y verdadero conocedor de su proceso de aprendizaje; ahora bien: ¿cómo lograr atinar este propósito en países, culturas y colectivos humanos en donde la autonomía no se ha sostenido como proyecto ni ha sido el gran abanderado en los procesos de formación?

 

Bibliografía:

 

Downes, S. (16 de Noviembre de 2008). El futuro del aprendizaje en línea: Diez años después. Traduccción Diego E. Leal Fonseca.

Downes, S. (18 de Marzo de 2013). Half an Hour. Recuperado el 1 de Abril de 2013, de Half an Hour: http://halfanhour.blogspot.com/2013/03/evaluating-mooc.html

Narváez Rivero, M., & Amapola, P. M. (Enero-junio de 2005). Aprendizaje autodirigido y desempeño académico. Tiempo de Educar, 6(011), 115-146.

Ciencia diáspora

Manifiesto por una ciencia diaspórica

Pedagogía, Estética y Educabilidad

Interacciones Mediadas Tecnológicamente

Autonomía digital y tecnológica

Interacciones Mediadas Tecnológicamente

numeroteca

Interacciones Mediadas Tecnológicamente

Educacion, ecologia y TIC | Scoop.it

Interacciones Mediadas Tecnológicamente

Construccionismo Social

Interacciones Mediadas Tecnológicamente

APA Style Blog

Interacciones Mediadas Tecnológicamente

open thinking

rants & resources from an open educator

Outliers School

Interacciones Mediadas Tecnológicamente

Digitalismo.com

Interacciones Mediadas Tecnológicamente

Hipermediaciones

Conversaciones sobre la comunicación digital interactiva

Interacciones Mediadas Tecnológicamente

Humano Digital por Claudio Ariel Clarenc

Interacciones Mediadas Tecnológicamente

elearnspace

Interacciones Mediadas Tecnológicamente

Half an Hour

Interacciones Mediadas Tecnológicamente

Virtual Canuck

Interacciones Mediadas Tecnológicamente

%d bloggers like this: